Esa vida que envidiamos

La vida que envidiamos

Más de una vez hemos deseado tener la “suerte” o la gran vida de esa persona que admiramos.
Admiramos su estilo de vida, su trabajo, sus oportunidades, su libertad.
Y mientras más nos comparamos y más nos quejamos, pensamos que esa vida “soñada” ya no fue para nosotros y es “inalcanzable”.
Pero se nos olvida que:-

  • Detrás de una vida inspiradora, antes existió una persona capaz de arriesgarse y dar un paso adelante cuando todos le decían que era imposible hacerlo.
  • Detrás de una persona que ama lo que hace, hay una persona que antes se equivocó. Que antes se perdió. Pero que tuvo la valentía de creer en un camino cuando todo estaba en contra.
  • Detrás una persona libre, hubo una persona que se planteó un sueño y lo creyó posible. Una persona que se planteó un objetivo y prefirió quedarse en la mitad de algo que valía la pena, que llegar al final de algo que no eligió.
  • Detrás de una persona “con suerte”, hubo alguien valiente que supo ver oportunidades donde nadie las veía. Son personas que identificaron lo que no les gustaba y lo que no iban a transar. Personas que no se quedaron en excusas, que tomaron acción.

Detrás de esa persona que hoy admiras, hay una historia que no es simple “casualidad”. Averigua por qué y AHÍ ESTARÁ LA RESPUESTA.
No, no tuve suerte, trabajé por ello. Cuándo comienzas tú?

Únete a la conversación, te invitamos a compartir este artículo.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin